Noticias

Una ley británica podría acabar con el monopolio en la reparación de relojes

La firma británica Cousins ​​Material House, mayorista de equipos y componentes para la industria de reparación y servicio de relojes, ha estado litigando contra Swatch Group durante casi cuatro años por la negativa del conglomerado suizo a suministrar piezas al sector de la reparación independiente, pero una ley dedicada a la reparación de componentes electrónicos podría abrir la puerta a levantar las restricciones de este grupo, y de otros fabricantes.

Se espera que ese caso judicial llegue a un fallo el próximo año, pero un informe del Comité de Auditoría Ambiental (EAC) -organismo dependiente del Parlamento británico- sobre cómo la industria de la electrónica de consumo genera desechos porque sus productos no se pueden reparar de manera viable, podría tener un impacto en el problema que enfrenta la industria relojera.

Como parte de la investigación el Comité encuestó a más de 500 profesionales y descubrió que el factor más importante que impedía esa reparación (45%) eran los productos que se producen en un ‘bloque’ dentro del proceso de fabricación, impidiendo que hayan más componentes y por tanto que sea imposible el arreglo. El segundo y tercer factor más importante (23% y 20%) es la falta de acceso tanto a repuestos como a manuales.

Este comité recomendó que el Gobierno «debe consagrar el derecho a reparar en la ley, haciendo cumplir el acceso a manuales de reparación; el acceso a repuestos asequibles para productos; y proporcionar la capacidad para reparar productos sin necesidad de que los reparadores tengan acceso a herramientas físicas o de software diseñadas específicamente para ser una barrera para el servicio o reparación independiente». Si esa recomendación lleva a un cambio en la ley, también podría afectar a la industria de reparación de relojes y sentar un precedente en todo el mundo.

El bloqueo del Grupo Swatch

El acceso a piezas y manuales está limitado por muchos fabricantes de relojes suizos a centros de servicio acreditados, pero tal y como aseguran los expertos que asesoran a la firma distribuidora británica en su caso judicial contra Swatch Group, «la recomendación de la EAC es relevante para el negocio de los relojes».
«Contribuimos con un documento que se publicó como parte del resultado de la investigación en el que destacamos cómo la ley de competencia existente define el suministro de repuestos como un mercado en sí mismo, y que la negativa al suministro o la colocación de barreras al suministro son actos ilícitos» añaden.

Para más información consultar artículo original


La mayor bolsa de diamantes del mundo acepta vender sintéticos

La mayor bolsa de diamantes del mundo acepta vender sintéticos

Los miembros de la Bharat Diamond Bourse (BDB) con sede en Mumbai aprobaron ayer permitir el comercio con diamantes producidos en laboratorio.

Se trata de la segunda entidad de estas características que se suma a este tipo de transacciones, después de que Dubai abriese el año pasado sus puertas a los diamantes sintéticos. El comité de gestión de la bolsa más grande del mundo por volumen de transacciones elaborará ahora unas directrices estrictas para mantener a los diamantes creados en laboratorio (LGD) separados de los naturales.

La venta de diamantes sintéticos fue prohibida en este centro en 2015, en medio de acusaciones de que «los comerciantes sin escrúpulos amenazarían el comercio de diamantes naturales» tal y como afirmaban en su momento. La tecnología ahora permite diferenciar mucho más fácilmente entre gemas naturales y creadas en laboratorio.
Mehul Shah, vicepresidente de la Bolsa aseguraba tras la aprobación que «los miembros deberán adherirse a un conjunto de pautas creadas por la administración de la bolsa antes de que se les permita comerciar con diamantes sintéticos».

Para más información consultar artículo original


Un Tag Heuer consigue en subasta el precio más alto pagado nunca para esta marca

Un Tag Heuer consigue en subasta el precio más alto pagado nunca para esta marcaUn reloj de pulsera Monaco usado por Steve McQueen en la película de 1971, Le Mans, ha establecido un nuevo récord mundial de 2.2 millones de dólares para un reloj Heuer. El precio se fijó en la subasta Phillips Racing Pulse, celebrado la semana pasada en Nueva York.

Se vendió sin una estimación previa a la venta declarada públicamente, pero la licitación comenzó en 200.000 y terminó siete minutos después con una oferta online de de 1,8 millones (antes de la prima del comprador).

El reloj fue un regalo de McQueen a su mecánico personal y de rodaje, Haig Alltounian, que fue quien lo puso a la venta directamente con Phillips. Tiene un fondo de caja grabado «TO HAIG Le MANS 1970».

Un Tag Heuer consigue en subasta el precio más alto pagado nunca para esta marca “Nos sentimos honrados por el entusiasmo dentro de la comunidad de relojes antes de la subasta, y este resultado récord es un testimonio de la importancia histórica y el legado continuo de este reloj Heuer” aseguraba tras la subasta Frédéric Arnault, CEO de TAG Heuer.
 

Otro anillo de récord: más de 12.600 diamantes engastados

Otro anillo de récord: más de 12.600 diamantes engastados

Apenas unos meses después de conocerse el reciente récord Guinness para un anillo engastado con más de 7.800 diamantes, hoy acabamos de conocer un nuevo episodio en esta loca carrera después de que un joven joyero indio haya mostrado públicamente un exuberante anillo de 12.638 diamantes que hace palidecer a la pieza anterior.

EN esta ocasión el logro no ha sido acreditado oficialmente pero el taller del joyero de Nueva Delhi asegura haber engastado en el ‘anillo de la prosperidad’ 165 gramos de diamantes sobre los ocho pétalos y brazos de la pieza.

En un comunicado, Renani Jewels, la compañía en la que trabaja el joyero dijo que no tiene planes de vender el anillo, y agregó: “Es un orgullo para nosotros. No tiene precio».

Para más información consultar artículo original


Una breve historia del tiempo… a través de un reloj inspirado en Stephen Hawking

Una breve historia del tiempo… a través de un reloj inspirado en Stephen Hawking

Con poco más de 12 años de actividad, la firma británica Bremont se ha convertido en una destacada manufactura a nivel internacional por la calidad y originalidad de sus diseños. Ahora nos sorprende con la colección Hawking Limited Edition, un trío de relojes que contienen madera sacada del cajón de un escritorio del siglo XVIII que perteneció al astrofísico Stephen Hawking.

El aclamado científico y autor británico Stephen Hawking murió en 2018 pero muchos aún recuerdan con reverencia al hombre apodado el físico de la cultura pop. Y ahora una parte del escritorio del genio está disponible en un reloj de edición limitada con referencias gráficas a su obra en la esfera y el revés de la caja, a modo de recordatorio del hombre que escribió el libro más vendido del año 1988: Una breve historia del tiempo.

Pero si quieres honrar a Hawking usando el reloj, te costará. Los relojes varían en precio desde $ 9,995 (£ 7,541, AU $ 13,684) a $ 23,495 (£ 17,727 a AU $ 32,167). Una parte de las ventas de relojes se donará a la Fundación Stephen Hawking

La colección Bremont Hawking Limited Edition consta de tres relojes de cuerda automática de 41 mm para hombre: 388 piezas en acero inoxidable, 88 piezas en oro rosa y 88 en oro blanco (cada una de ellas es un guiño a 1988, año en el que Hawking publicó su libro) – y una automática de 34 mm para mujeres, que cuenta con un detalles de meteorito en su esfera.

Debajo de una ventana de fecha de gran tamaño en los relojes para hombres, un segundero retrógrado de 30 segundos se ubica a las seis en punto, mientras que a las 12 en punto, una pista de ocho minutos representa el tiempo que tarda la luz en viajar del Sol a la Tierra.

Para más información consultar artículo original


El piloto Lewis Hamilton pierde la carrera legal contra Swatch

El piloto Lewis Hamilton pierde la carrera legal contra Swatch

El piloto de Fórmula 1 pierde la batalla judicial contra el Grupo Swatch después de tres años de litigios por el supuesto uso ilícito de la marca relojera Hamilton International en Europa.

El siete veces campeón del mundo demandó al grupo suizo en 2017 ante la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipol) por ‘apropiación indebida del apellido’ a pesar de que esa marca se fundó originariamente en Estados Unidos en 1892, bastante tiempo antes del nacimiento del piloto.
La sentencia asegura que “la marca impugnada consiste únicamente en la palabra Hamilton y no en el nombre Lewis Hamilton, un común en los países de habla inglesa” explican desde la Euipol, por lo que el piloto carece de “ningún derecho de protección de su apellido”.

Los abogados de Lewis acusaban a la marca suiza —que compró Hamilton en 2007— de haber intentado registrar el nombre del campeón británico a la hora de comercializar y promocionarse en Europa especialmente con vistas a la nueva línea dedicada a los relojes tecnológicos o smartwatches de la firma.

Para más información consultar artículo original


¿Marca el fin de la era Trump la caída del precio del oro?

Goldtime ¿Marca el fin de la era Trump la caída del precio del oro?

Las elecciones en Estados Unidos marcaron un punto de inflexión en el precio del oro y, mientras algunos vaticinan el fin del periodo alcista, otros apuntan a que 2021 volverá a marcar máximos históricos del precio del metal aupándolo más allá de los 2.200 dólares la onza.
La consultora Metals Focus tratará de dar respuestas a la incertidumbre este próximo jueves 26 en un webinar donde presentará su Annual Precious Metals Investment Focus, un amplio informe que describe cada uno de los principales instrumentos de inversión del oro, la plata y el platino analizando las diferentes posibilidades que ofrecen para los próximo meses.

El webinar será gratuito y en inglés de 14:00 a 15:00 (hora española), y se puede registrar ya en este enlace.

Para más información consultar artículo original


Vendido un diamante que se sale de la escala de color

Vendido un diamante que se sale de la escala de color

“Dos tonos más blanco que el diamante más blanco”. Así es como describía el portal de subastas 1stDibs al diamante de 8,03 quilates que se vendió esta semana por casi 1,5 millones de dólares.

La gema vendida era de talla marquesa tipo IIa y claridad IF, según el certificado gemológico que lo acompaña y se ofrecía montada en un anillo de platino. Venía acompañada de una orla de diamantes más pequeños VS1 y color D, con un total de 0,72 quilates.

Sin embargo, a pesar de que en la web indican que cuenta con ese certificado de la GIA, el portal de subastas ha declinado mostrarlo a este Diario después de preguntar por él, argumentando que “ya ha sido vendido y su política de privacidad les impide revelar más detalles de la pieza”.

Según la descripción de la casa de subastas el diamante procede de las emblemáticas minas de Golconda en la India, que operaron desde el siglo XVI hasta finales del XIX y que en su momento de esplendor fueron los principales productores del mundo.

De esas minas salieron además algunos de los diamantes más icónicos de la historia, como el Koh-i-Noor (ahora propiedad del Reino Unido aunque ha sido reclamado informalmente por Pakistán), el diamante azul Hope (Estados Unidos), o el Dresden Green, que se conserva en el Castillo-Museo de la ciudad alemana.

Para más información consultar artículo original